El alcalde de Laudio hace un llamamiento a la responsabilidad para frenar el incremento de positivos por COVID-19

Se recuerda hacer uso obligatorio de las mascarillas, lavarse frecuentemente las manos y respetar las distancias interpersonales de seguridad, además de cumplir con todas las medidas que las autoridades sanitarias van implantando

El consistorio de Laudio no puede evitar mostrar su preocupación ante el constante goteo de casos detectados por COVID-19 de la localidad, tal y como muestran los datos que a diario ofrece el Departamento de Salud de Gobierno Vasco. Unas cifras que hoy mismo han colocado al municipio en la zona roja con 11 contagios registrados en el día de ayer, jueves 4. Esto conlleva que, si las cifras siguen registrando una evolución negativa durante este fin de semana, el Gobierno Vasco podría decretar en su resolución del lunes, 8 de febrero, el cierre de la hostelería laudioarra entre otras medidas restrictivas.

Por este motivo, el alcalde de Laudio, Ander Añibarro, ha querido hacer un nuevo llamamiento urgente a la prudencia y a la responsabilidad individual con el objetivo de “frenar la expansión del virus y neutralizar cualquier nuevo foco que se pueda generar en el municipio”. “Durante los últimos días estamos viendo como los informes muestran cifras elevadas de personas que se han contagiado por COVID-19 y para un pueblo como Laudio es algo que nos inquieta y preocupa”, ha manifestado el primer edil.

Medidas de seguridad

Se informa a las y los vecinos de Laudio que es imprescindible y de obligatorio cumplimiento el uso de mascarillas, el lavado frecuente de manos, la distancia interpersonal fijada en 1,5 metros y las reuniones sociales de no más de 4 personas.

Euskadi mantiene su cierre perimetral y se limita la movilidad nocturna de 22.00 horas a 6.00 horas. Por otra parte, se recuerda que está restringida la entrada y salida de personas del municipio de residencia salvo para las excepciones contempladas en materia laboral y sanitaria. Además, los aforos en establecimientos comerciales de más de 150 metros cuadrados se han reducido en un 40% y en aquellos que cuenten con una superficie de hasta 150 metros cuadrados el aforo deberá de ser del 60%.

Las actividades comerciales y culturales que estén permitidas, por su parte, deben cesar a las 21.00 horas. El horario del cierre de la hostelería y restauración está fijado entre las 20.00 horas y las 6.00 horas. Asimismo, se recuerda la limitación de aforo en centros de culto al 35%.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.